Es falso que Canadá permita eutanasia por “problemas económicos”

Avatar por defecto
Julián Blanco
- doblecheck@ucr.ac.cr

Compartir en:

En resumen: Canadá permite la asistencia médica para morir a personas adultas que padecen una “grave e irremediable condición médica”. Es falso que un cambio en la ley del país norteamericano brinde esa posibilidad a individuos que desean la eutanasia por “problemas económicos”, como alertan distintas publicaciones en redes sociales.

A partir de marzo del 2023, ese país abrirá la posibilidad de asistencia médica para morir a individuos cuya única condición de fondo sea una enfermedad mental. El portal informativo del Gobierno canadiense sobre ese proceso detalla que las condiciones elegibles estarían “principalmente dentro del dominio de la psiquiatría, como depresión y desórdenes de personalidad”. La reforma excluye trastornos del desarrollo neural “u otras condiciones que puedan afectar las habilidades cognitivas”.

El Gobierno de Canadá organizó una revisión de expertos para establecer los protocolos y guías necesarios para garantizar la seguridad de las personas que soliciten asistencia médica para morir por condiciones de salud mental.

Asistencia médica para morir en Canadá

Canadá modificó su Código Penal en el 2016 para permitir la asistencia médica para morir (MAID, por sus siglas en inglés). La reforma se dio después de que la Corte Suprema de Canadá reconociera que el “derecho a vivir” no debía convertirse en la “obligación a vivir”.

Las personas solicitantes deben ser mayores de 18 años y deben tener una “grave e irremediable condición médica”, según la norma que rige el procedimiento. Eso implica que una persona debe tener una enfermedad o discapacidad seria (excepto enfermedades mentales hasta marzo del 2023), estar en un estado avanzado de declive que no puede ser revertido, o experimentar un sufrimiento físico o mental insoportable por una enfermedad, una discapacidad, o una condición de declive que no puede ser aliviada bajo condiciones aceptables.

La petición debe ser firmada por el solicitante bajo la presencia de un testigo y sin presiones externas. Cada petición debe ser documentada y evaluada por dos especialistas médicos independientes, quienes tienen que informar a la persona solicitante de otras posibilidades que haya para aliviar su sufrimiento y emitir un criterio en un plazo mínimo de 90 días.

Hay dos tipos de asistencia médica para morir en Canadá: el personal médico puede administrar una sustancia que cause la muerte a la persona solicitante o recetar un fármaco para que el individuo se lo aplique a sí mismo.

Canadá registró 10.664 muertes con asistencia médica el año pasado, que representaron 3,3% del total de fallecimientos en esa nación. Canadá es uno de los 12 países del mundo –además de varios estados australianos y estadounidenses– donde se ha legalizado la eutanasia (el médico causa la muerte del paciente) o la muerte asistida (el paciente se administra el medicamento brindado por el médico).

Falsedad sobre “problemas económicos”

Doble Check verificó que la ley canadiense no prevé que una persona tenga el derecho a la asistencia médica para morir por falta de apoyos sociales. La plataforma informativa de Dying with Dignity, organización benéfica canadiense que vela por la protección de derechos al final de la vida, aclara en su portal de información que “la falta de apoyos sociales o económicos, por sí sola, no da derecho a recibir MAID. Nadie puede recibir MAID por carecer de una vivienda adecuada, apoyos por discapacidad o atención domiciliaria”, explica la organización.

Inclusión de enfermedades mentales

Publicaciones de usuarios de redes sociales de distintos países latinoamericanos anuncian desde finales de noviembre pasado que “Canadá aprueba la eutanasia para pacientes con depresión o con problemas económicos”. Esa supuesta noticia también ha sido replicada por usuarios en Costa Rica y por grupos opuestos a las vacunas.

En marzo de 2021, luego de una sentencia del Tribunal Superior de Quebec, el Estado canadiense aprobó una modificación a la ley del MAID que eliminó la limitación de la asistencia médica a personas cuya muerte natural fuese “razonablemente previsible”.

Adicionalmente, la reforma permitirá que pacientes de enfermedades mentales sean elegibles para la asistencia médica para morir a partir del 17 de marzo del 2023.

El texto de la ley no define específicamente cuáles enfermedades mentales son elegibles para optar al MAID. El portal informativo del Gobierno canadiense sobre ese proceso detalla que las condiciones elegibles estarían “principalmente dentro del dominio de la psiquiatría, como depresión y desórdenes de personalidad”. La reforma excluye trastornos del desarrollo neural “u otras condiciones que puedan afectar las habilidades cognitivas”, según la información gubernamental.

Por otro lado, un panel oficial de expertos en MAID y enfermedades mentales definió que las enfermedades mentales son “un subconjunto de trastornos mentales, pero carece de una definición clínica estándar”.

Aún así, la institución Dying with Dignity indica en su plataforma informativa que anticipa que “un número muy reducido de personas podrá acogerse” a la asistencia médica para morir por padecer enfermedades mentales.

Dicha organización pone como ejemplo a los Países Bajos, que permiten la eutanasia por enfermedades mentales desde la década de 1990. Cifras oficiales de ese país europeo muestran que 1,5% de los casos de eutanasia en el 2021 se justificaron por una enfermedad mental (115 casos de un total de 7.666 notificaciones).

El Gobierno de Canadá organizó una revisión de expertos para establecer los protocolos y guías necesarios para garantizar la seguridad de las personas que soliciten asistencia médica para morir por condiciones de salud mental. El panel destacó que “muchos agentes de la sociedad tendrán que seguir trabajando para garantizar que el MAID para personas con trastornos mentales y, de hecho, para que la práctica del MAID en general evolucione de forma que responda adecuadamente a los canadienses”.

Menores de edad están excluidos

Usuarios de redes sociales también han compertido segmentos de video de Tucker Carlson, presentador de televisión de Estados Unidos, quien asegura que Canadá aprobó la eutanasia para niños con depresión sin el consentimiento de los padres. Eso es falso.

Las personas menores de 18 años no son elegibles para la asistencia médica para morir. No obstante, el Comité Mixto Especial sobre Asistencia Médica en la Muerte ha estudiado propuestas sobre la muerte asistida para menores de edad “maduros” (personas entre los 12 y 18 años), y publicará un reporte final del tema en febrero de 2023. Esas propuestas han sido recibidas con rechazo por una parte de la población canadiense.

0:00
0:00
Lista de Reproducción